Seguinos en las redes y sé parte de la comunidad más

amplia de eventos compartidos de Argentina. 

 

Ingresá y registrate como miembro para poder

cargar tus eventos

 

 Tus datos no serán divulgados y tienen absoluta confidencialidad.

SUSCRIBITE PARA RECIBIR RECOMENDACIONES

CONTACTO

Cel: + 54 9 11 6768-5446

Email: contacto@circulardearte.com

La Magnolia

La magnolia es perteneciente o relativa al amor o al placer sexual. Es erótica y onírica. La obra se desarrolla en una habitación de la Casa Umare ubicada en Almagro, Capital Federal. Los actos ocurren en un umbral, el cual divide un pasillo de una habitación. La luz nace en un lugar desconocido y se proyecta a través del limen.

La música se hace sonar desde los pulmones de Juliana Moreno a través de su flauta contrabajo y el aire la transporta hasta los oídos de los espectadores. El sonido musical transporta hacia otro espacio, luego de pasar por las amabilidades de la Casa, el público es llevado todavía más lejos hasta que se encuentra con la voz y el cuerpo. En este caso el cuerpo de Matías Lopez Barrios enuncia la poesía escrita por Mauro Bernarndini mientras sueña el cuerpo de Lucas Mariño.

Los cuerpos se relacionan de una forma inesperada. Uno indaga el cuerpo del otro, el espacio, sus facciones e intenta descifrar su interior; el otro no responde. La música se hace sonido, parece que llueve mientras los físicos se hacen intriga, se emocionan y se buscan. La violencia se hace presente y va a la par con el deseo, ambos se recorren en idas y vueltas de poder para hacer pensar sobre la relación entre el erotismo y la violencia.

La poesía pronunciada sugiere un camino que es recorrido al mismo tiempo que el movimiento acciona esa palabra, a esta altura de la obra el originante es desconocido, todo está precisamente ligado y comunicado, el cuerpo, la voz, la música, la poesía y el movimiento. La luz tiene un movimiento muy escaso. Se hace la noche dentro y fuera de la obra y se llega a un cierre a definir.

Salir de la habitación no es simple, surgen ganas de quedarse tanto en la obra como en la casa, es acogedora y los sentimientos son intensos, eróticos.

La directora (Deby Wachtel) equilibra de forma muy interesante los conceptos eróticos de una pareja onírica a través de todos los lenguajes presentes en la obra el cuerpo, la voz, la música, la poesía y el movimiento.

LA MAGNOLIA es una pequeña pieza performática erótica sobre la semilla del deseo y la atracción entre los cuerpos. Tres voces -palabra, movimiento y música- se entrelazan para evocar escenas sexuales que indagan acerca del cuerpo y su identidad en directa relación con deseo no resuelto. La propuesta es formar parte del ritmo de una intimidad a puertas abiertas, en un ir y venir que intenta sumergirnos en una atmósfera sensual y sensible.

Poemas: Mauro Bernardini Actúan: Matias Lopez Barrios y Lucas Mariño Música en vivo: flauta contrabajo Juliana Moreno Vestuario: Martin Churba y Mauro Bernardini Iluminación: Mili Chain Idea y dirección general: Deby Wachtel Las funciones son los sábados 20,30 hs en el hotel boutique Casa Umare en el barrio de Almagro. Billinghurst 362 valor de la entrada 350$ reservas info@casaumare.com

0 vistas