Seguinos en las redes y sé parte de la comunidad más

amplia de eventos compartidos de Argentina. 

 

Ingresá y registrate como miembro para poder

cargar tus eventos

 

 Tus datos no serán divulgados y tienen absoluta confidencialidad.

SUSCRIBITE PARA RECIBIR RECOMENDACIONES

CONTACTO

Cel: + 54 9 11 6768-5446

Email: contacto@circulardearte.com

Hamlet a la licuadora

Muchas veces los cocineros no mantienen el orden de las recetas, empiezan por el lugar equivocado, muchas veces las tragedias comienzan en el momento del descenso. “Ojalá las paredes gritaran” comienza en el momento de fiesta.

Todo está aparentemente revuelto, la función que fuimos a ver se realizó en el Teatro Metropólitan Sura, con la curiosa disposición de que tanto obra como público espectador se encontraban arriba del escenario, es decir, todo era glacé resbaladizo de colores.

La música electrónica se hace fiesta, las luces acompañan y el olor a asado desentona: en esta obra todos los recursos se hacen filosos. La tragedia se hace espectáculo.


Hamlet es un joven millenial herido por la muerte de su padre y las actitudes de su madre, Gertrudis, la antedicha, no parece estar en duelo, está de fiesta con su nuevo marido (Claudio) nacido en la orate argentina. Horacio y Ofelia mantienen un perfil bajo hasta que ella lo pierde y lo deja solo. Polonio es el empresario que intenta ser amigo de todos.

La tragedia de Hamlet es atemporal, y este espectáculo lo demuestra, las circunstancias son diferentes pero los sentimientos se mantienen. Los recursos escénicos son numerosos: vemos desde agua; cascadas; el ya mencionado escenario de boliche; la cercanía con el público, la palabra al mismo; debemos mencionar también las aptitudes de teatro físico adquiridas por los jóvenes del evento. Hamlet principalmente propone toda su fisicalidad corriendo riesgos constantes, eso le da color a toda la torta.


Podríamos haber puesto los ingredientes de la receta en una minipimer pero decidimos no hacerlo, ¡esto va a lo grande! De todas maneras los elementos no se licúan del todo, pueden identificarse los sabores e individualidades.


A mi me gusta que las nueces del muffin se sientan. Aquí lo que más se siente al final de la obra es el meta teatro, algo que a mi parecer sabe un poquito a quemado. Debo admitir que hay una obra de teatro dentro de otra en Hamlet pero eso no necesariamente equivale a meta teatro. Éste recurso que define la cocción de la obra me deja con ese gustito sin que el sabor final sea desagradable, simplemente yo hubiera dejado un poco menos la masa en el horno.


El producto final está muy bien presentado, los sabores son novedosos pero coinciden entre sí, el producto es colorido y el plato permite jugar con con las rebanadas. El corazón por supuesto que es de un dulce de leche bien argentino mientras que la receta es originaria de Inglaterra. Un aplauso al cocinero y felicitaciones a los productores de los ingredientes que dejan todo su sabor en el disfrute del público




Sinopsis

Un Hamlet adolescente, amante del trap y de la música electrónica y visiblemente afectado por la muerte de su padre, provoca constantemente a su madre, viuda solo por unos instantes y recientemente casada con el hermano de su fallecido marido. La mesa servida es una excusa para hacer un anuncio importante: hay un puesto vacante en la empresa familiar para este "millennial descarriado".


Mi madre no sabe hacer nada, Horacio. Su única obra soy yo, y soy una bestia.


Ficha Artística-Técnica

Elenco: Julián Ponce Campos (Hamlet), Antonella Querzoli (Gertrudis), Martín Gallo (Claudio), Augusto Ghirardelli (Polonio), Mariana Mayoraz (Ofelia), Santiago Cortina (Horacio)

Dramaturgia y dirección: Paola Lusardi

Colaboración en Dramaturgia: Leila Martínez

Asistencia de Dirección: Francisco Barceló

Asesoramiento en Dramaturgia: Andrés Granier

Diseño de Movimientos: Marina Cachan

Música: Ignacio Sánchez

Diseño de Escenografía: Gonzálo Córdoba Estévez

Diseño de Luces: David Seldes

Asistente de Iluminación. Francisco Varela

Diseño Gráfico: Francisca Rojas

Producción Gráfica: Romina Juejati

Prensa: Marisol Cambre

Asistente de Producción: Jennifer Aguirre Woytkowski

Producción Ejecutiva: Carla Carrieri

Producción Internacional: Débora Staiff

Redes sociales: María Inés Pernía

La obra cuenta con el apoyo de Proteatro y Mecenazgo cultural. Selección oficial Festival Internacional de Buenos Aires 2019. Invitada Festival Internacional de Buenos Aires 2020



5 vistas